Movimiento estridentista

Música, Teatro, Artes Visuales, Literatura, México

Movimiento estridentista (1921-1927). Corriente de la vanguardia artística mexicana. Fundado en 1921 por el poeta veracruzano Manuel Maples Arce, llegó a alcanzar resonancia internacional.

El estridentismo surgió a finales de la etapa bélica de la Revolución Mexicana, como una de las diversas respuestas culturales a los cambios sociales y políticos generados por dicho conflicto, según los experimentaban en particular los jóvenes. Para Manuel Maples Arce, entonces estudiante de Derecho y fundador del movimiento, el ambiente cultural del país estaba retrasado en relación con los acontecimientos nacionales y también con las vanguardias internacionales, de las cuales le habían llegado noticias por vía de la prensa y de algunas publicaciones. Con una amplia visión cosmopolita, Maples Arce lanzó a finales de 1921 el manifiesto inaugural del movimiento, Actual no. 1, hoja de vanguardia, comprimido estridentista de Manuel Maples Arce, pegando su texto subrepticiamente sobre muros y paredes en el centro de la ciudad de México. El manifiesto proclamaba el fin de la caduca cultura decimonónica –“¡Chopin a la silla eléctrica!” — y llamaba a los jóvenes mexicanos a sumarse a la celebración revolucionaria de la modernidad.

A partir de 1922 se unieron al estridentismo numerosos intelectuales que compartían inquietudes creativas y una actitud iconoclasta hacia lo tradicional y establecido: los escritores Germán List Arzubide, Arqueles Vela, Salvador Gallardo, Luis Quintanilla (Kyn Taniya); los pintores Ramón Alva de la Canal, Jean Charlot, Leopoldo Méndez, Fermín Revueltas, Rafael Sala; los escultores Guillermo Ruiz y Germán Cueto, y fueron colaboradores suyos el pintor Diego Rivera y los fotógrafos Tina Modotti y Edward Weston. También se le unieron intelectuales como el periodista Carlos Noriega Hope, editor del semanario El Universal Ilustrado, en cuyas páginas los estridentistas encontraron un foro abierto y acogedor.

Entre 1922 y 1925 los estridentistas lanzaron un segundo manifiesto desde la ciudad de Puebla, donde causaron gran escándalo; editaron volúmenes de poesía (Andamios interiores y Urbe, de Maples Arce; Esquina, de List Arzubide, Avión y Radio, de Kyn Taniya, El pentagrama eléctrico, de Salvador Gallardo) y de ficción (La señorita Etc., de Arqueles Vela, publicada en El Universal Ilustrado), además de dos nuevos números de Actual y tres de Irradiador, emergente revista ecléctica dirigida por Maples Arce y  Fermín Revueltas, la cual vio la luz en los últimos meses de 1923. Solían reunirse en un establecimiento que bautizaron con el nombre de “Café de Nadie”, donde organizaron, en abril de 1924, una "tarde estridentista" con lecturas públicas, música y exposiciones de obras plásticas. También participaron, a través de Luis Quintanilla, en el Teatro Mexicano del Murciélago (1924), obra innovadora que combinaba la reivindicación de tradiciones populares con aspectos de la ciudad moderna. El término "estridentista" entró al léxico mexicano como sinónimo de "futurista", vocablo que se empleaba para calificar cualquier fenómeno novedoso, insólito e incomprensible.

Sin embargo, a pesar de la considerable notoriedad que le ganó su amplia producción creativa, el estridentismo —constituido en gran parte por jóvenes de provincia— encontraba en la ciudad de México un ambiente poco hospitalario. Después de diez años de guerra civil, escaseaban los recursos para la cultura; el único mecenas era el Estado mismo y, mientras los muralistas encontraron un generoso patrón en José Vasconcelos, Secretario de Educación Pública, la suerte de los estridentistas fue diferente. Vasconcelos ya había entablado lazos con otro grupo de jóvenes escritores, que después se denominarían Contemporáneos, que llegaron a ocupar puestos en el gobierno; pero los estridentistas apenas sostenían sus proyectos editoriales y culturales de manera independiente. Ante la falta de oportunidades para avanzar artística y profesionalmente, Maples Arce, ya titulado de abogado, decidió regresar a Veracruz, su estado natal.

Con la recomendación del senador Alfonso Cravioto, se presentó ante el gobernador de Veracruz, Heriberto Jara. Casi de inmediato consiguió empleo como juez de primera instancia en Xalapa, capital del estado. Maples Arce y Jara, unidos por su pasión por lo moderno y la renovación, entablaron una amistad que un año después motivó al gobernador Jara a nombrar a aquel como Secretario de Gobierno -uno de los puestos más importantes de su administración, desde el cual se haría cargo del programa cultural del Estado.

El regreso de Maples Arce a Veracruz, lejos de poner fin al movimiento, como habían temido los demás estridentistas, le brindó oportunidad para continuar desde allí su proyecto. En Xalapa, bautizada por el movimiento con el nombre de Estridentópolis, se congregaron List Arzubide, que dirigió la revista Horizonte y otros proyectos editoriales del grupo; Leopoldo Méndez y Ramón Alva de la Canal, ilustradores de la misma revista y artistas gráficos del movimiento; nuevos participantes, entre ellos el abogado Xavier Icaza y el médico Ignacio Millán, y estudiantes como Miguel Aguillón Guzmán -autor del cuarto manifiesto estridentista, de 1926-, Lorenzo Turrent Rozas, Miguel Bustos Cerecedo y otros jóvenes que, en años posteriores, editarían revistas literarias como MomentoSimiente, Noviembre y Ruta, comprometidas todas con la ideología socialista que sus redactores habían ensayado en el estridentismo.

En Jalapa, el estridentismo se impregnó -más allá de su carácter de vanguardia literaria- de las pretensiones de cambio social que enarbolaba la Revolución mexicana, manifestando por añadidura, de manera rotunda, una vocación integradora que lo involucró también en la renovación de la pintura, la escultura, la edición, el grabado y la fotografía durante la tercera década del siglo.

La alianza con el gobierno de Heriberto Jara otorgó a los estridentistas gran visibilidad tanto en la prensa regional como en la legislatura estatal, donde los diputados de oposición a veces atacaron al gobernador acusándolo de “estridentizar” el Estado. De hecho, Maples Arce y los estridentistas utilizaron su posición para intervenir en la educación pública, realizar eventos culturales y, sobre todo, para llevar a cabo su proyecto editorial. En 1926, además de publicar el primer número de Horizonte, editaron Magnavoz 1926, insólito guión de teatro de Xavier Icaza, y El movimiento estridentista, crónica de List Arzubide sobre el movimiento vanguardista que más parece un collage caleidoscópico que una historia convencional.

Al año siguiente publicaron Poemas interdictos, de Maples Arce, además de su discurso del 1º de mayo de 1927, titulado El movimiento social en Veracruz; Emiliano Zapata: exaltación, de List Arzubide, y El Café de Nadie, de Arqueles Vela. En su colección La Biblioteca Popular publicaron El imperio de los Estados Unidos y otros ensayos, de Rafael Nieto; una edición conmemorativa de la Fábula de Polifemo y Galatea, de Luis de Góngora, y la primera edición en formato de libro de Los de abajo, de Mariano Azuela, obra insignia de la llamada "novela de la Revolución mexicana".

Produjeron también folletos informativos, carteles y suplementos musicales de la revista Horizonte, que reflejaban tanto los gustos cosmopolitas de la época (el fox-trot y el jazz) como los regionales, representados por el danzón. Otro de los proyectos del grupo fue la recopilación de sones jarochos de la zona de Medellín.

Durante los dos años en que el movimiento estridentista perduró en Veracruz, entabló notables vínculos con otros grupos de vanguardia del Caribe y América Latina. Un breve volumen, Opiniones del libro “El movimiento estridentista” de Germán List Arzubide, publicado por su autor en 1928, reúne cartas y notas periodísticas escritas por intelectuales de Perú, República Dominicana, Costa Rica, Ecuador y Cuba, que en su conjunto muestran un fuerte sentido de identidad cultural común. El escritor peruano Serafín Delmar captó este sentimiento en un artículo publicado en La Pluma en 1928 al afirmar que “Sólo América y Rusia pueden producir fuertes emociones y por fortuna tenemos poetas como Maples Arce que levantan el nivel de la poesía a la altura de la lucha social”. Delmar fue invitado a Veracruz por los estridentistas, pero llegó demasiado tarde, cuando el golpe contra Jara, provocado por diferencias entre éste y el gobierno federal encabezado por Plutarco Elías Calles, había cerrado las puertas de la editorial vanguardista.

A pesar de que el movimiento terminó por los vaivenes de la política postrevolucionaria, su aportación a la cultura moderna mexicana, apreciable en obras como Urbe, de Maples Arce, y Panchito Chapopote, de Xavier Icaza, se ha hecho legendaria, y sigue siendo influyente. Los "estridentistas de Xalapa" ayudaron a ganar para Veracruz la fama de centro de innovación artística que mantiene hasta nuestros días.

 

Bibliografía activa

Maples Arce, Manuel

Actual No. 1, Hoja de Vanguardia, Comprimido Estridentista de Manuel Maples Arce, México, 1921.

Andamios interiores. Poemas radiográficos, Cultura, México, 1922.

Urbe. Súper-poema bolchevique en 5 cantos, Andrés Botas e hijo, México, 1924.

El movimiento social en Veracruz, Talleres Gráficos del Gobierno del Estado, Xalapa, 1927.

Poemas interdictos, Ediciones de Horizonte, Xalapa, 1927.

List Arzubide, Germán:

Esquina, Ediciones del Movimiento Estridentista/Librería Cicerón, México, 1923.

¡¡¡Mueran los gachupines!!!, Casa Editora Germán List Arzubide, Puebla, 1924.

Plebe. Poemas de rebeldía, Casa Editora Germán List Arzubide, Puebla, 1925.

El viajero en el vértice, Casa Editora Germán List Arzubide, Puebla, 1926.

El movimiento estridentista, Ediciones de Horizonte, Xalapa, 1926.

Emiliano Zapata: exaltación, Gobierno de Veracruz, Xalapa, 1927.

Opiniones sobre el libro “El movimiento estridentista” de germán list arzubide, edición del autor, Xalapa, 1928.

El movimiento estridentista, Secretaría de Educación Pública, Cuadernos de Lectura Popular 107, México, 1967.

Poemas estridentistas, Mexicanos Unidos, México, 1986.

Quintanilla, Luis (Kyn Taniya):

Avión, Cultura, México, 1923.

Radio. Poema inalámbrico en trece mensajes, Cultura, México, 1924.

Teatro Mexicano del Murciélago (programa), Talleres Gráficos de la Nación, México, 1924.

Vela, Arqueles:

La Señorita Etcétera, Universal Ilustrado, México, 14 diciembre 1922.

El Café de Nadie, Ediciones de Horizonte, Xalapa, 1926.

Gallardo, Salvador:

El pentagrama eléctrico, pról. Germán List Arzubide, Casa Editora Germán List Arzubide, Puebla, 1925.

Icaza, Xavier:

Magnavoz 1926, Talleres Gráficos del Estado de Veracruz, Xalapa, 1926.

Panchito Chapopote: retablo tropical o relación de un extraordinario sucedido de la heroica Veracruz, grabados de Ramón Alva de la Canal, Cultura, México, 1928.

Textos colectivos

Manifiesto estridentista No. 2, Manuel Maples Arce, Germán List Arzubide, Salvador Gallardo et al., Puebla, 1 enero 1923.

Manifiesto Estridentista No. 3, Salvador Gallardo, Guillermo Rubio, Adolfo Avila Sánchez y Aldeguldo Martínez, Zacatecas, 12 julio 1925.

Manifiesto Estridentista No. 4 (Chubasco estridentista), Miguel Aguillón Guzmán et al., Ciudad Victoria, Tamaulipas, 27 enero 1926.

Bibliografía pasiva

Albers, Patricia: Shadows, Fire, Snow: The Life of Tina Modotti: Clarkson Potter, New York, 1999.

Baciu, Stefan: Estridentismo Estridentistas, Instituto Veracruzano de Cultura, Veracruz, 1995.

Basilio, Librado: Ramón Alva de la Canal, Universidad Veracruzana, Xalapa, 1992.

Bolaño, Roberto: “Tres Estridentistas en 1976”, en Plural 62 (noviembre 1976), México: 48–60.

Bosch Romeu, Teresa: Germán Cueto: Un artista renovador, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, México, 1999.

Caplow, Deborah: Leopoldo Méndez: Revolutionary Art and the Mexican Print, University of Texas Press, Austin, 2007.

Charlot, Jean: El renacimiento del muralismo mexicano 1920–1925, Editorial Domés, México, 1985.

Corte Velasco, Clemencia: La poética del estridentismo ante la crítica, Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, Puebla, 2003.

Delmar, Serafín (Reinaldo Bolaños): “Poetas de la Revolución Mexicana”, en La Pluma, marzo 1928: 133–34

El estridentismo: Un gesto irreversible, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes/Instituto Nacional de Bellas Artes/Museo Nacional de la Estampa, México, 1998.

Escalante, Evodio: Elevación y caída del estridentismo, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes/Ediciones Sin Nombre, México, 2002.

Estridentismo: Memoria y valoración, coord. Gabriela Becerra, Secretaría de Educación Pública/Fondo de Cultura Económica, México, 1983.

Fauchereau, Serge: Les peintres révolutionnaires mexicains, Messidor, Paris, 1985.

Germán Cueto (catálogo de exposición), RM/Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, Madrid, 2004.

Figarella, Mariana: Edward Weston y Tina Modotti en México, Universidad Nacional Autónoma de México, México, 2002.

Gallo, Rubén: Mexican Modernity: The Avant-Garde and the Technological Revolution, Massachussetts Institute of Technology Press, Cambridge, MA, 2005.

Klich, Lynda: “Revolution and Utopia: Estridentismo and the Visual Arts, 1921–1927”, Tesis de doctorado, New York University, 2008.

Leopoldo Méndez: 1902–2002, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes/Instituto Nacional de Bellas Artes/Museo Mural Diego Rivera/Museo Nacional de Arte/ RM, México, 2002.

López, Leticia: Un suspiro fugaz de gasolina. Los murmullos estridentes de Salvador Gallardo Dávalos, Instituto Cultural de Aguascalientes, Aguascalientes, 1998.

México en la obra de Jean Charlot, Museo Estudio Diego Rivera, México, 1994.

Modernidad y Modernización en el Arte Mexicano: 1920–1960, Museo Nacional de Arte/Instituto Nacional de Bellas Artes, México, 1991.

Monahan, Kenneth C., Luis Leal, Miguel Bustos Cerecedo, Esther Hernández Palacios y Angel José Fernández: Estridentismo: Vuelto a visitar, Instituto Veracruzano de Cultura, Veracruz, 1997.

Mora, Francisco Javier: El ruido de las nueces: List Arzubide y el estridentismo mexicano, Universidad de Alicante, Salamanca, 1999.

Niemeyer, Katharina: “Arte – vida: ¿Ida y vuelta? El caso del estridentismo”, en Naciendo el hombre nuevo…: Fundir literatura, artes y vida como práctica de las vanguardias en el Mundo Ibérico, ed. Harald Wentzlaff-Eggebert, Iberoamericana/Vervuert, Madrid y Frankfurt, 1999, pp. 187-211.

Pappe, Silvia: Estridentópolis: Urbanización y montaje, Universidad Autónoma Metropolitana, México, 2006.

Rashkin, Elissa: The Stridentist Movement in Mexico: The Avant-Garde and Cultural Change in the 1920s, Lexington/Rowman and Littlefield, Lanham, MD, 2009.

__________________: “The X in Mexico: Xavier Icaza and the Literature of the Revolution.” en Hipertexto 5 (invierno 2007): 3–19. http://www.utpa.edu/dept/modlang/hipertexto/docs/Hiper5Rashin.pdf.

Reyes Palma, Francisco: Leopoldo Méndez. El oficio de grabar, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, México, 1994.

Schneider, Luis Mario, ed.: El estridentismo. Antología, Universidad Nacional Autónoma de México, México, 1983.

_______________________, ed.: El estridentismo. México 1921–1927, Instituto de Investigaciones Estéticas, Universidad Nacional Autónoma de México, México, 1985.

__________________________: El estridentismo o una literatura de la estrategia, Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, México, 1997.

Schwartz, Jorge: Las vanguardias latinoamericanas. Textos programáticos y críticos, 2a ed, Tierra Firme/Fondo de Cultura Económica, México, 2002.

Unruh, Vicky: Latin American Vanguards: The Art of Contentious Encounters. University of California Press, Berkeley, 1994.

Verani, Hugo: Las vanguardias literarias en Hispanoamérica, Fondo de Cultura Económica, México, 1990.

Zaïtzeff, Serge I., ed.: Xavier Icaza y sus contemporáneos epistolarios, Universidad Veracruzana, Xalapa, 1995.

Zurián, Carla: Fermín Revueltas, constructor de espacios, Editorial RM / INBA, México, 2002.