Arnulfo Arias Madrid

Historia, Política, Panamá

Arnulfo Arias Madrid (1901-1988).  Uno de los dirigentes políticos más relevantes del siglo XX en Panamá. Ocupó en tres ocasiones la  Presidencia de la República. Fundador del Partido Panameñista, y polémico jefe del arnulfismo.

Arnulfo Arias nació el 15 de agosto de 1901, en el barrio de los Forasteros del pueblo de San Juan Bautista de Penonomé,  en el hogar formado por Antonio de Jesús Arias y María del Carmen Madrid,  pertenecientes a familias honorables de la provincia de Coclé.  Era el hermano menor del Dr. Harmodio Arias Madrid, quien, como él, recibió una educación esmerada. Ambos, llamados a participar en la política partidista de la época, ocuparon el solio presidencial. Recibió la primera enseñanza en un colegio cristiano de Penonomé. Continuó estudios secundarios en el Colegio Harwick, de la ciudad de Nueva York;  universitarios –de medicina- en la Universidad de Chicago, y, posteriormente, en la prestigiosa Universidad de Harvard, donde terminó la carrera de Medicina con honores. Luego se especializó en ginecología en Francia.

De regreso a Panamá, fue profesor de Higiene y médico escolar dentro del sistema educativo, y Jefe de Cirugía y Ginecología del Hospital Santo Tomás.

Contrajo matrimonio con doña Ana Matilde Linares, fallecida en 1955, tras haber sido primera dama de la república de Panamá dos veces: en 1940 y en 1949.  Tiempo después, Arias contrajo nuevas nupcias con doña Mireya Moscoso, quien sería, a finales del siglo XX, la primera presidenta de Panamá.

Desde muy joven incursionó en las lides políticas. Fue, el 2 de enero de 1931, uno de los dirigentes del movimiento de Acción Comunal, que derrocó el gobierno del presidente  Florencio Harmodio Arosemena. El movimiento sirvió a Arnulfo Arias como inspiración para sus luchas partidistas  y para promulgar lo que denominó Doctrina Panameñista.

Entre 1932 y 1936 fue Secretario de Agricultura y Obras Públicas.  De 1936 a 1939, fue Enviado Extraordinario y Ministro Plenipotenciario de la República de Panamá en Alemania, Inglaterra, Francia, Suecia y Dinamarca, y delegado ante la Sociedad de Naciones. Así, estuvo en el centro de los sucesos y el debate en torno a la Segunda Guerra Mundial.

El Doctor Arias conformó muchos partidos. El primero, de 1935, se denominó Partido Nacional Revolucionario (PNR). Con este logró su primer triunfo, que lo llevó a la presidencia el 1 de octubre de 1940, pero fue víctima de un golpe de Estado en octubre de 1941. Durante ese breve periodo creó la Caja del Seguro Social, lo que le valió, con justa razón, ser considerado el padre de la política social en Panamá. También promulgó en 1941 una nueva Constitución, que abrió la posibilidad para que, en 1946, fuera reconocido el voto de la mujer. En el área cultural, creó el segundo Conservatorio Nacional.  Sin embargo, su política de nacionalización de los negocios minoristas, producto de un pensamiento que permeaba la sociedad panameña de la época, dejó marcas de dolor en la memoria de los hijos de los chinos y japoneses, y de los antillanos residentes en Panamá, considerados inmigrantes no gratos.  Con Arias se afirmaban criterios de pertenencia a grupos raciales deseables e indeseables, y una política nacionalista.    

El 18 de febrero de 1941 Arnulfo Arias envió un memorándum al gobierno de Estados Unidos, en solicitud de ciertas demandas que consideraba primordiales para el desarrollo económico, industrial y político de Panamá. Este pliego contenía doce  puntos, de los cuales eran los principales: que el acueducto de Panamá y Colón, entonces en manos de la Administración  del Canal de Panamá, pasara al gobierno de Panamá; que el gobierno de Estados Unidos construyera un túnel bajo el Canal o un puente sobre el mismo; que el mismo gobierno pagara íntegro el costo  de la carretera a Río Hato; que el ferrocarril se trasladara, de la Estación, a otra parte del territorio sometido a la jurisdicción  de Estados Unidos; que el patio de entonces y demás sitios ocupados por el ferrocarril quedaran libres y pasaran a Panamá, y que los agentes municipales de la policía de la Zona del Canal, mientras se encontraran en territorio de jurisdicción panameña, no portaran armas de ninguna clase y conservaran solo el tolete.

En el orden internacional, Arnulfo Arias concluyó la cuestión fronteriza con Costa Rica, al firmarse el tratado Calderón Guardia - Arias Madrid.

Se le tildó de inoportuno al negarle al  Presidente de los Estados Unidos una solicitud para permitir el artillamiento de barcos de matrícula panameña en las riberas del Canal. Esto le costó la presidencia en 1941, cuando fue derrocado. Se dijo entonces que había salido de Panamá hacia La Habana, sin informar a la Asamblea Nacional como establece la Ley.

Viajó a Argentina, y regresó a la patria en 1945. De inmediato  reinició su actividad política, y se presentó como candidato a la presidencia en  1948. Maniobras  electorales fraudulentas  desconocieron el triunfo que había obtenido en las urnas, pero a los pocos meses murió el presidente titular,  Domingo Díaz,  y el país entró en una grave crisis política. Los dos vicepresidentes, Daniel Chanis y Roberto Chiari,  renunciaron a la presidencia  por diferencias  con el Coronel José Antonio Remón, jefe de la policía nacional,  que defendía intereses personales.

El Coronel Remón hizo convocar al Jurado Nacional de Elecciones, a fin de que reconsiderara el triunfo electoral de Arnulfo Arias, quien tomó posesión de la presidencia de la República en un nuevo periodo que se inició el 24 de noviembre de 1949.

El 10 de mayo de1951 fue derrocado nuevamente por las mismas fuerzas militares que lo habían llevado a la presidencia. Fue entonces cuando pronunció su famosa frase:  “VOLVEREMOS”.

Posteriormente fue sometido a un juicio político ante la Asamblea Nacional, que le privó, a perpetuidad, de sus derechos ciudadanos. Una década después, por iniciativa del Diputado Jorge Rubén Rosas, la Asamblea le restituyó sus derechos políticos.

Nuevamente  entró al ruedo político como candidato en las elecciones presidenciales de mayo de 1964, las cuales también resultaron fraudulentas, y en un acto ilegal, Marcos A. Robles fue declarado ganador.

Arnulfo Arias se mantuvo realizando una fuerte oposición al gobierno de Robles y, en 1968, en un nuevo proceso electoral, se postuló nuevamente como candidato a la presidencia, respaldado por una serie de agrupaciones partidistas. Obtuvo el 54.7%  de los votos depositados en las urnas.

A los once días de haber iniciado su tercer mandato presidencial, el 11 de octubre de 1968, y de iniciar cambios en la guardia nacional, fue derrocado por miembros de esa institución. El gobierno militar que se inició desde entonces, y que manejó el gobierno desde 1968 hasta 1989, se caracterizó por una serie de violentas represiones, especialmente contra los partidarios del Doctor Arias, lo que provocó, como primera reacción, un levantamiento armado  en las tierras altas  de Chiriquí; se derogó la Constitución, se suspendió la Corte Suprema de Justicia y fue cerrada la Universidad de Panamá.

Tan  difícil situación culminó con la determinación del Dr. Arias de trasladarse a Washington para informar, en la Organización de Estados Americanos, la situación  anormal que vivía la República de Panamá tras la implantación de un régimen castrense.

Ante la inutilidad de sus diligencias decidió, sin respaldo alguno, fijar su residencia en la ciudad de Miami, (Estados Unidos) en calidad de exiliado político, situación que se prolongó por una década.

Regresó a Panamá el 10 de junio de 1978, y de inmediato luchó junto a la oposición,  que promovía la restauración del régimen de derecho.

En 1984 se postuló por quinta  vez  y, a pesar de haber triunfado, su victoria no fue reconocida. Pese a su avanzada edad, el Doctor, (como se le apodaba), siguió luchando al lado de una conjunción de agrupaciones cívicas que adoptaron el nombre de Cruzada Civilista Nacional.

El Dr. Arnulfo Arias, en repetidas ocasiones, declaró su rechazo a la intervención extranjera para resolver la crisis panameña.

Murió en la ciudad de Miami el 10 de agosto de 1988, a la edad de 87 años. En su vida pública recibió numerosas distinciones y condecoraciones, y fue un dirigente extraordinariamente querido por el pueblo panameño.  El Complejo Hospitalario mayor de la Caja de Seguro Social de la ciudad de Panamá lleva hoy su nombre, así como también un corregimiento del Municipio de San Miguelito, y una escuela primaria.  En el corregimiento de Ancón se levanta un monumento a su memoria.

 

Bibliografía activa

Discursos pronunciados por el Dr. Arnulfo Arias Madrid. s.e., s.f., Panamá, Recopilación de discursos pronunciados por el Dr. Arnulfo Arias, mimeografiado, fotocopiado e impreso, Biblioteca Nacional Ernesto J. Castillero.

Declaración leída por el excelentísimo Doctor Arnulfo Arias Madrid, Presidente de la República de Panamá, ante el micrófono, el 2 de octubre de 1940 a las 10:20 pm, Panamá, Talleres Gráficos, 1940.

Discurso pronunciado por el Doctor Arnulfo Arias, candidato nacional, a su llegada a la ciudad de Panamá, en la estación del ferrocarril, Talleres Gráficos de Panamá, Panamá, 1939.

Discursos pronunciados por el Doctor Arnulfo Arias Madrid: Presidente Electo de la República, desde su llegada a Panamá el día 21 de diciembre para iniciar su campaña política hasta el día 1o. de junio, víspera de las elecciones que le dieron el triunfo más ruidoso que recuerda nuestro historial político, Editora Panamá América, Panamá, 1939.

Bibliografía pasiva

Araúz Monfante, Celestino Andrés y Patricia Pizzurno: “Convulsión y reformismo”, 1936-1941; en Historia de Panamá, No. 30 (Mar. 1993), Panamá, La Prensa.

__________________________________________: “La defensa del Canal, 1941-1946”. II parte. Historia de las relaciones entre Panamá y los Estados Unidos; en Historia de Panamá,,No. 31 (Nov. 1999), Panamá, Departamento de Suplementos del Panamá América.

___________________________________________: “Panamá bajo el imperio del panameñismo y la II Guerra Mundial”; en Panamá: nuestra historia 1502-2003 – No. 23 (Sep. 14, 2003), Panamá: Editora Panamá América, 2003.

Benedetti, Adolfo Alberto: Arnulfo Arias: el caudillo, Editora Humanidad, Panamá, 1963.

Castillero, Ernesto J: Galería de Presidentes de Panamá, s/e. Panamá, 1935.

Caja de Ahorros: Forjadores de Nuestra Nación, s/e. Panamá, 1999.

Conte Porras, Jorge: Arnulfo Arias Madrid. s.e., Panamá, 1980.

El Panamá América: “Arnulfo Arias para siempre”, Editorial El Panamá América , Panamá (s.f. 1990).

El Panamá América: “Un crítico imparcial y bien documentado ante la opinión de un panameño: el triunfo de la personalidad, Arnulfo Arias en el pensamiento y en la acción; apreciaciones generales por espectator”, Editora Panamá América, Panamá, s.f..

Instituto Latinoamericano de Estudios Avanzados: Arnulfo Arias Madrid: el gobernante y el político; conferencias presentadas en el acto celebrado el día 6 de octubre de 1988, ILDEA, Panamá, 1988.

López Palma, Santiago: 500 Biografías Panamá, s.e, Panamá, s.f.

Revista Cultural Lotería: Arnulfo Arias Madrid; en Revista Lotería No. 432, Panamá, sept-oct. 2000.

Susto Lara, J.A.: Galería de Gobernantes de Panamá (1821-1971), Imprenta Litho Garzo S.A. Noviembre, 1971.

Zentner Jr., Federico: Nombres y apellidos de forjadores de la patria, s/e. Panamá, 1984.

Zúñiga Guardia, Carlos Iván: “En el centenario del Dr. Arnulfo Arias”, La Prensa, Panamá, 11 de agosto de 2001.